¿Cómo serán las hipotecas del futuro?

Allá por el 2007, en España se concedían hipotecas con todas las facilidades que uno podía llegar a creer. Para ser exactos, 145.296 millones de euros, en créditos para viviendas. Hoy en día, cinco años después, se es sabido que los bancos no volverán a ofrecer créditos como aquellos y que las reglas de juego cambiarán drásticamente cuando vuelvan a tener el peso que tenían antes. Es ahí que surge la pregunta, ¿Cómo serán las hipotecas del futuro?.

Bueno, algunos detalles no hay que buscarlos muy al futuro. Tres puntos básicos de la hipoteca, han sido modificados claramente en estos años. El primero es el porcentaje de financiación, que antes era el 100% en la gran mayoría y que hoy se ha reducido a 70% y 80%. Luego el plazo; de los 40 años que se daban en 2007, hoy en día se consiguen en los mejores casos 30, aunque en la mayoría, entre 20 y 25. Finalmente el diferencial en el cobro; antes era generalmente del +0,25%, mientras que ahora va del +1% al +4%, como si nada.

Otro tema a tratar es el propio Euribor; desde hace a varios meses que se ha planteado buscar un indicador alternativo, que permita brindar, tanto a la banca como a los hipotecados, una opción más estable, que si bien pueda generar precios más caros, también pueda asegurar la estabilidad temporal, ya que hoy en día se van viviendo en el transcurso de los meses, situaciones extremas hacia uno u otro lado.

Y claro está, ante tantas nuevas medidas y ajustes, la banca también debe protegerse desde lo más básico, que es saber a quién se le está otorgando la hipoteca. Y esta información ha pasado a ser mucho más importante desde que la dación de pago ha sido aceptada como una manera posible de terminar con la deuda hipotecaria, en caso de impagos.

Volviendo al precio de los diferenciales en la cuota mensual de la hipoteca, Cabe destacar que no es más que lo correcto, ya que la banca se había alejado mucho de las buenas prácticas bancarias, apoyándose en la bonanza económica momentánea de muchos clientes, y no es su capacidad de devolución y estabilidad frente a crisis, que pudieran tener. Por lo que la primer decisión y muy acertada, generará que para acceder al crédito, se deban tener sueldos más altos.

El perfil que se buscará, para otorgar una hipoteca, será de una persona, que la paga de la hipoteca no le represente más del 25% de su sueldo y no como ahora, en donde se calcula entre el 35% y 40%. Claro, esto generará la necesidad de que haya por lo menos dos sueldos por familia para lograr adquirir una, en caso de encontrarse en franjas salariales inferiores.

Vía | eleconomista




Relacionados con ¿Cómo serán las hipotecas del futuro?

Esta entrada fue publicada en General, Hipotecas, Vivienda por Diego. Guarda el enlace permanente.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>